Tanzania

Tanzania, es un país situado en la costa este de África Central que ocupa una superficie de 945.087 km² . Limita al norte con Kenia y Uganda, al oeste con Ruanda, Burundi, la República Democrática del Congo, al sur con Zambia, Malaui y Mozambique y al este con el océano Índico. El nombre del país proviene de la unión de las palabras «Tanganika» y «Zanzíbar». Actualmente el país posee unos 97220 km2 de espacios protegidos, lo que supone un 10% de la superficie total del país.

El litoral es bajo y arenoso, poblado de corales. En el interior se extiende una gran llanura que se eleva hacia el oeste hasta la falla del Valle de Rift, en donde se encuentran los lagos Malawi, Rukwa y Tanganica. En el noreste se encuentra el monte más alto de Tanzania y de África, el Kilimanjaro de 5895 mts, y el monte Meru de 4567 mts de altitud. Los ríos principales son el Rufiji; el Pangani y el Ruvuma. En el norte se encuentra el lago Victoria.

Tanzania significa enormes extensiones vírgenes abrasadas por el intenso sol africano, grandes montañas y lagos entrañables (Victoria, Tanganyika). El país es un hervidero de fauna salvaje todavía más virgen que la vecina Kenia. Con una superficie de dos veces España, el país presenta unas estepas herbáceas y sabanas interminables repletas de acacias que da cobijo a una fauna que pocos lugares de África pueden ofrecer al turista. En este país de asombrosa belleza y todavía hoy huérfano de esos grandes movimientos de turistas que ofrecen países como Kenia o Sudáfrica, se puede apreciar toda su belleza faunística donde nos remontaremos a los orígenes de la humanidad (garganta de Olduvai). Realizar un safari en Tanzania supone dar un gran salto al pasado, a esos tiempos que hoy tan sólo se dan en ciertos lugares como el jardín del edén viviente que es el cráter del Ngorongoro o el gran parque de entre los parques: el Serengeti. Tanzania no cuenta con tanta cantidad de parques como la vecina Kenia, pero en compensación sus parques son muchos más extensos y vírgenes. Todavía hoy es posible hacer un safari evocando tiempos de Memorias de África sin retroceder al pasado, desde luego, aquí es posible.

Alojamiento.-

El país ofrece posibilidades tanto por medio de los cómodos hoteles, como a través de lodges, albergues y en menor medida de la acampada.

La acampada libre conocida como tal está poco desarrollada en el país. Tan solo se permite acampar en determinados lugares controlados y autorizados. Lo más aconsejable es tener en cuenta para aquellos que opten por esta forma de moverse, los pros y contras que esta forma aquí puede suponer. Podemos distinguir 3 tipos de campings dentro de las acampadas en parques y reservas:

Public campsites (campamentos públicos): suelen hallarse cerca de los refugios. Los equipamientos que ofrecen son muy básicos. Uno tiene que buscarse la vida aquí. A partir de los 15$ por persona.

Special campsites: se hayan dentro de los parques. Mejor situados que los anteriores para disfrutar de la fauna, pero igual de rudimentarios. A partir de los 30$ por cabeza.

Tented campsites: estos son ya verdaderos campamentos ubicados en lugares estratégicos. Se trata de tiendas de lona fija algunos bastante amueblados. Mucho más cómodos y acogedores que los anteriores pero también más caros, pueden llegar a más de 100$ la noche.

En cuanto a los lodges (refugios), decir que están muy extendidos por la mayoría de parques y reservas del país. Constituyen la mejor forma de disfrutar de la naturaleza sin excesos y con comodidad. Suelen tener habitaciones cómodas y espaciosas provistas de baño con duchas. No suelen ser baratos, algunos pueden llegar a los 250$ por dos personas, pero hay gran variedad para escoger. En temporada baja (de abril a junio) suelen bajar considerablemente de precio. En muchos de ellos, los babuinos serán vuestros compañeros de safaris ya que están por todos lados. Cuidado que pueden ser muy agresivos, sobretodo si hay comida por medio. Es la mejor forma de alojarse en los parques y reservas tanzanos.

Otra forma de hospedarse es a través de los albergues. No es es una forma muy extendida entre otros motivos porque no hay muchos de ellos. Suelen parecerse a los refugios pero con trato más íntimo y personal. El número de habitaciones suele estar bastante limitado.

Y por último, siempre se puede recurrir a los hoteles . Hay que tener en cuenta de que aquí como en muchos países de África, hay dos tarifas: una para residentes y otra para no residentes que puede resultar hasta el triple de cara. Los hoteles los hay baratos (sobretodo en las zonas de costa y del interior) o de precio medio o caros. No suelen estar en los parques y reservas.

Clima.-

El país posee dos estaciones climáticas muy diferenciadas; el interior con sus altas mesetas ostenta un clima tropical templado, mientras que la costa de carácter llano presenta un clima ecuatorial húmedo. La estación seca va de mayo a octubre, siendo los meses de diciembre a febrero los más calurosos. La estación de lluvias largas comienza a primeros de marzo hasta primeros de mayo. Por la noche refresca bastante sobretodo e la zona del Área de Conservación del Ngorongoro. La estación de lluvias cortas va desde principios de noviembre hasta mediados de diciembre. Aquí las lluvias son intermitentes. Quizás sea esta la mejor época para visitar lugares como el Serengeti, ya que se ven muchísimos animales y al mismo tiempo no está tan masificado de turistas. Además los precios suelen bajar con respecto a la temporada alta.

Por regiones, podríamos diferenciar 4:

Los grandes lagos del norte: suelen tener un marcado clima cálido. Es lo que suele darse en el Serengeti por ejemplo o el PN Tarangire.

El monte Kilimanjaro, presenta nevadas nocturnas en enero y febrero y fuertes heladas en julio y agosto. Aquí se registra las temperaturas más frías del país pudiendo bajar de los 0º por las noches.

Dar es Salam y la costa oriental: albergan un clima ecuatorial con muchísima humedad en el aire. Suele hacer bastante calor durante todo el año. En la capital, durante los meses de diciembre a marzo se rondan fácilmente los 30º . La costa suele ser lluviosa a finales de año y desde principios e marzo hasta primeros de mayo.

Las islas de Zanzíbar, Pemba y Mafia: presentan un marcado clima ecuatorial muy similar al de la capital y el clima de costa.

¿cuando ir?.-

En general, habría que evitar la época e vacaciones escolares, Navidad y los meses de julio y agosto ya que suele ser cuando los parques y reservas del país están rebosados de turistas y turismos. Los meses de enero, junio, septiembre y octubre son una buena época para visitar el país.

 

EMBAJADA DE ESPAÑA EN TANZANIA

 

 

Dirección:

99 B Kinondoni Road.
P.O.B.: 842

 

 

Población:

Dar es Salaam

 

 

Teléfono:

+ 255 22 266 69 36

 

 

Fax:

+ 255 22 266 69 38

 

La obtención de visado para los españoles es obligatorio (30$)

Vacunas.-

Es indispensable llevar consigo el certificado internacional de vacunación contra la Fiebre amarilla ya que os será pedido en aduana. Vacunas no obligatorias pero recomendables: fiebre tifoidea, hepatitis A, hepatitis B, tétanos, difteria, polio, y en ocasiones contra la meningitis y rabia. Lo prudencial es ponerse en contacto con sanidad exterior de vuestro municipio y allí os indicarán.

Es necesario un buen tratamiento preventivo contra el paludismo.